Este valle nace a partir de la unión de pequeñas quebradas en el altiplano que nacieron en la Cordillera de los Andes y alimentan hídricamente al Salar de Atacama, proveyendo de agua dulce a Toconao la cual permite cultivar una gran variedad de especies vegetales, de estas las más producidas son los damascos, duraznos, membrillos, ciruelas, granadas, peras de agua, uva, higos, naranjas, entre otros. Además cuenta con especies nativas como el pimiento molle, el algarrobo y el chañar, además de especies introducidas desde ya mucho tiempo como el eucalipto y el álamo, ampliamente usado en construcción.

El valle esta cultivado por una gran cantidad de huertos pertenecientes a las familias de los primeros toconares, que pasaron largas horas trabajando la tierra y regando con sistemas de inundación sus predios, mediante la canalización de agua. Pero en el año 2012 un gran aluvión descendió por la quebrada destruyendo gran parte del valle y modifico el curso del río, sin embargo la resiliencia de los toconares es enorme y hoy se levantan gracias a sus organización para seguir produciendo en este fértil valle.

Parte de la cosmovisión andina y de su historia ancestral, está relacionada con la pictografía, petroglífos y geoglífos usados, por los ancestros como instrumente de demarcación y expresión, íntimamente relacionado con su forma de vida. Es así como se pueden encontrar grabados en piedras, refugios o sitio utilitarios vinculados a la fabricación de herramientas de caza, fundición de materiales, asociados a rituales propios como rogativas, convidos y pagos a la madre tierra, practicados hasta el dia de hoy.

Las trojas de Jere se sabe que fueron ocupados por los antiguos habitantes para almacenar y proteger sus alimentos de las inclemencias del tiempo, utilizándose como una forma de refrigeración artesanal de los productos obtenidos en la quebrada, los que incluye un proceso de entierro de los alimentos con arena fina y limpia, llegando a perdurar hasta 6 meses en guarda.

Este gran pulmón verde en medio del Desierto de Atacama, permite un beneficioso microclima al área, además de entregar a sus visitantes su gran extensión y belleza para recorrerla durante todo el día.

Detalles Quebrada de Jere


Reservar Quebrada de Jere


Mapa